Tabla de contenido:

Mitos y verdades del fitness

blank

Todos hemos escuchado mil y un mitos sobre el deporte. Desde que, si sudamos mucho, más grasas quemaremos, hasta que no comer nos ayudará a bajar de peso. En el post de hoy nos encargaremos de desmitificar ciertas frases que impiden que se avance como es debido en el mundo del deporte.

Cardio para adelgazar y pesas para crecer

Siempre hemos oído que se asocia el ejercicio aeróbico con la pérdida de peso, y el entrenamiento de pesas con la hipertrofia muscular. En cierta manera es cierto, pero no se debe pensar que las pesas no ayudan para bajar de peso. Diversos estudios han evidenciado que el entrenamiento en el que se genera una resistencia muscular, como las pesas, aumenta la energía que quemamos en reposo. Es decir, que el entrenamiento anaeróbico ayuda a que el metabolismo basal aumente y nos permita quemar muchas calorías. Nada que envidiar al ejercicio cardiovascular, pues con el anaeróbico encima se consigue aumentar la masa muscular

Remedio para las agujetas, agua y azúcar

Siempre hay alguien que nos recomienda tomar agua con azúcar para hacer que las agujetas producidas por el deporte se vayan lo antes posible. Estas aparecen cuando nuestros músculos no están acostumbrados a la actividad física. Esto sucede porque se generan unas pequeñas roturas fibrilares, siendo totalmente inútil tomar agua con azúcar para paliar sus efectos. Para evitar o disminuir las agujetas se puede aplicar, desde frío, calor, medicamentos en el caso de que hayan sido muy severas, estiramientos, etc.  Además, entrenar con una intensidad menor será siempre una buena opción, si no se está acostumbrado a intensidades elevadas.

Hidratos de carbono y el aumento de peso

Nuestro organismo puede quemar los hidratos de carbono para obtener energía de una manera bastante rápida. Por eso, un consumo normal de hidratos de carbono no engorda, pues nuestro organismo prácticamente lo usa como combustible.

Más grasa, más peso

Solemos vincular el estar obesos con un exceso de consumo de grasas, y se acaba por reducir e incluso obviar el consumo de las mismas. Esto es un gran error, pues las grasas son fundamentales para múltiples procesos que se producen en nuestro organismo. Lo que nos engorda es el exceso de calorías, independientemente de donde vengan. Es cierto que las grasas poseen más calorías que los demás macronutrientes, pero eso no es un factor que condicione para nada su consumo. Simplemente se debe limitar el consumo de las grasas saturadas, y optar por grasas más saludables.

Si sudo mucho, más voy a bajar de peso

Se trata de un mito muy escuchado desde siempre. Cuando hacemos deporte y sudamos nuestro cuerpo solamente está perdiendo agua para regular nuestra temperatura, por tanto, no se va a bajar de peso. Para bajar de peso hace falta nutrirse adecuadamente, realizar deporte de manera asidua y tener unos hábitos de vida saludables.

Si hago mucho ejercicio perderé más peso

Depende del tipo de actividad y de la nutrición que tengamos. Podemos entrenar como auténticos monstruos, pero si no le aportamos a nuestro organismo los nutrientes necesarios, nuestro cuerpo no va a cambiar en absoluto.

El flato y el agua

Todos, o al menos la gran mayoría, hemos optado por controlar nuestro consumo de agua alguna vez, para así poder evitar el tedioso flato. Suele aparecer como molestias, punzadas o dolor en el costado. Los estudios no han determinado una causa exacta para este fenómeno, pero lo más seguro es que se deba a un problema de flujo sanguíneo insuficiente, a la vez que un transporte de oxígeno incorrecto. Por eso, no debemos dejar de beber agua mientras hacemos deporte, pues es fundamental para el correcto funcionamiento de nuestro organismo.

blank

Abdominales a tutiplén para quitar la barriga

Esto es una mentira como un templo. Vemos en el gimnasio a muchas personas con un índice de grasa elevado, entrenando la zona abdominal de manera muy persistente y sin ver apenas cambios. Esto se debe a que, para poder lograr perder grasa abdominal hace falta algo más que ejercicios abdominales, dieta. Además de la alimentación acorde, se debe entrenar todo el cuerpo, pues eso ayudará a perder grasa de forma general, y poco a poco conseguir nuestro peso ideal.

Las mujeres se musculan como hombres al hacer pesas

Un tema que es bastante molesto es vincular solamente con los hombres el ámbito de la musculación. Cuando una mujer quiere entrenar con pesas se suele decir que acabará con cuerpo de hombre. Eso es una mentira atroz, pues levantar pesas ayudará a que se tonifique y desarrolle el cuerpo, tanto de hombres como de mujeres, cada uno acorde a su genética y género. Para poder tener un cuerpo de competición se requiere una dedicación excepcional, en donde haya muchísimos años de entrenamiento. Por eso, si una mujer quiere empezar a entrenar con pesas para verse mejor, que no se preocupe, pues al igual que les pasa a los hombres, alcanzar cuerpos muy musculados y de competición requiere muchas horas y mucho tiempo de dedicación. Pero si se quiere mejorar físicamente, entrenar con pesas es la mejor opción, ya seas mujer u hombre.

El uso de fajas ayuda adelgazar

Estamos hablando de uno de los útiles más comercializados para bajar de peso. Ya sea por la televisión o en internet, nos intentan vender un producto milagro que solo con su uso se supone que nos ayudará a bajar de peso. Esto no es un mito, es solo una leyenda. Para bajar de peso no sirve de nada usar una faja estimulante, ni nada por el estilo. Hace falta dedicación, en donde el entrenamiento y la comida van a ser fundamentales para tal logro.

La comida sana no nos engorda

Porque algo sea sano no implica que no engorde. La gente no entiende que el hecho de engordar está relacionado directamente con las calorías, no con los alimentos en sí. Es decir, que, si ingerimos más calorías de las necesarias para nuestro organismo, y no hacemos nada de ejercicio, engordaremos. Da igual si solo comemos comidas saludables. Por eso debe haber un equilibrio, en donde comamos de todo un poco, pero en su justa medida, y acorde a nuestras necesidades.

Los batidos de proteína te ponen muy musculoso

Recuerdo cuando comencé a entrenar hace muchos años, la gente me decía:” tú estás así por los batidos esos de proteínas. Seguro que si yo me los tomo también estaría así”. Esa frase me sacó de quicio durante mucho tiempo, pues la gente se piensa que todo se consigue de manera fácil y sin esfuerzo, y creen que el batido de proteínas es el medio para ese fin. El batido de proteínas es uno de los mejores suplementos deportivos, que nos ayudará al crecimiento y la reparación muscular. Por sí solo no obra milagros, y se debe tener una dieta acorde, a la vez que se realiza el ejercicio pertinente, para poder alcanzar las metas que se propongan.

Dolor significa resultado

Sin dolor no hay ganancias, es lo que se suele decir. Esto es un tema complicado, pero, en resumidas cuentas, y para que se entienda bien, el dolor normal después de fuertes sesiones de entrenamiento puede durar hasta 72 horas. Si el dolor persiste por más tiempo debemos consultar con nuestro médico, pues probablemente se tenga algún otro problema.

No quiero crecer mucho, solo tonificar

El término tonificar es problemático, pues la gente no lo emplea bien. Vemos que muchas personas dicen que desean verse tonificadas sin ganar mucha masa. Eso es prácticamente imposible, solo por arte de magia. Una cosa es que nuestros músculos se encuentren tonificados, y otra es que luzcamos tonificados. Para esto último lo necesario es realizar un trabajo de hipertrofia, para desarrollar musculatura y posteriormente eliminar la grasa que tengamos, y poder estar definidos, o como la gente denomina, tonificados.

Eliminar grasa de una sola zona en concreto

Muchas personas piensan que, por entrenar más un grupo muscular más grasa va a desaparecer del mismo. La grasa se va quemando de forma progresiva, lenta y generalizada en nuestro organismo. Por tanto, podremos decir que es falso pensar que, por muchos ejercicios de piernas que hagamos vaya a desaparecer la grasa acumulada en ese grupo muscular.

Si hacemos mucho cardio perderemos mucha grasa

El cardio es una buena opción para bajar grasa, pero un exceso de este tipo de práctica no nos va ayudar en absoluto a perder grasa. Esto se debe a que, si entrenamos aeróbicamente en exceso, nuestro cuerpo no se va a recuperar como es debido, haciendo que no solo tengamos un catabolismo muscular, sino que además no entrenamos anaeróbicamente con las fuerzas necesarias. Sin duda alguna podemos incorporar cardio a nuestra rutina, pero en exceso va a suponer más inconvenientes que beneficios.

Lo ideal es empezar el entrenamiento con cardio

Muchas veces vemos en el gimnasio personas que antes de comenzar a levantar pesas dedican un tiempo al entrenamiento cardiovascular. Consideramos que es más oportuno realizar el entrenamiento de pesas primero, y luego dedicar unos 30 minutos al ejercicio cardiovascular, para reducir la mayor cantidad de calorías de nuestro organismo y, por tanto, minimizar la cantidad de grasa existente en nuestro cuerpo.

Muchas repeticiones y poco peso para la definición muscular

Esta frase la hemos podido escuchar infinidad de veces, y no es correcta. Definir muscularmente se va a dar cuando tengamos un buen nivel de masa muscular, y mediante la dieta y la actividad física consigamos ir reduciendo la grasa subcutánea. Si realizamos pesas con poco peso, lo que vamos a ir generando es que nuestros músculos no reciban estímulo por la falta de esfuerzo, y vayan perdiendo su calidad. Por tanto, si se desea definir muscularmente se puede optar por maneras mucho más efectivas que solo reduciendo los pesos y aumentando las repeticiones.

blank

No es necesario estirar

Muchas personas obvian un paso muy importante como lo es el estirar al finalizar la sesión de entrenamiento. Esto ayudará a que nuestro cuerpo vuelva a su punto base, el previo a la sesión de entrenamiento, ayudando a prevenir lesiones. Por eso, consideramos oportuno realizar breves sesiones de estiramiento al finalizar la sesión de entrenamiento, para así lograr que nuestro cuerpo se restablezca.

La comida más importante no es el desayuno

Eso es una mentira brutal. La primera comida del día es fundamental para poder aportar a nuestro organismo nutrientes tras 8 horas de ayuno (mientras dormimos). Diversos estudios han determinado que las personas que no realizan desayuno son más propensas a sufrir problemas de peso, y a ingerir mayores cantidades de comida a posteriori. Por eso, realizar un buen desayuno con un buen aporte de macronutrientes, nos va a ayudar a coger el día con fuerza.

Los músculos no deben descansar

Los músculos deben descansar siempre. Cuando entrenamos, nuestros músculos sufren roturas fibrilares, y si no dejamos que se recuperen no dejarán que el músculo crezca y mejore. Por eso, los días de descanso son fundamentales, para que nuestros músculos se recuperen y crezcan.

Entrenando con nuestro peso corporal no vamos a progresar

Esto no es así por completo. Yo, que soy fan del entrenamiento con nuestro propio peso corporal, puedo decir a ciencia cierta, y con evidencias científicas, que entrenar con nuestro peso corporal no solo es sumamente funcional, sino que además nos ayudará a incrementar nuestra masa muscular y mejorar nuestro estado físico

Conclusiones

En el post de hoy hemos querido mencionar una serie de mitos que pueden crear confusión al público, y no saber cómo actuar ante ciertas situaciones. Consideramos oportuno que ante cualquier duda que tengan consulten con nosotros, o con un especialista que les pueda aconsejar de la mejor forma posible.

Esperamos que el post de hoy les haya sido de ayuda, y hayan podido ver las verdades y mentiras que existen en el mundo de la nutrición y el deporte. Un saludo a todos de parte del equipo de MyFITBody, y recuerden… ¡siempre a tope!

Carlos Javier Soriano Aisa

Entrenador personal y coach nutricional