▷ 【 La importancia de nuestra salud hepática ¿Qué es? Beneficios 】

Envío gratuito en pedidos superiores a 29.99 €

blank
Atención al cliente
Valora este post
Tabla de contenido:

La importancia de nuestra salud hepática Beneficios y Propiedades

Siempre hemos sabido que debemos mantener nuestro organismo libre de toxinas para así poder gozar del mejor estado de salud posible. Pero ¿sabemos que órgano de nuestro cuerpo es el más importante para tan ardua tarea?

En el post de hoy vamos a hablar del hígado y cómo mantenerlo limpio y sin toxinas. Además, veremos la importancia del hígado en nuestro organismo, qué alimentos podemos consumir para mantener nuestro hígado limpio y cuáles debemos evitar. En el post de hoy trataremos otros temas, con la idea principal de que entiendan el por qué es tan importante mantener el hígado limpio y a pleno rendimiento.

La importancia del hígado en nuestro organismo

La importancia del hígado en nuestro organismo

Mantener nuestro organismo sano es algo fundamental para poder gozar del mejor estado de salud. Por ello, jamás debemos olvidarnos de la salud de nuestro hígado. Este órgano es fundamental a la hora de eliminar las toxinas que habitan en nuestro organismo. Además, es fundamental a la hora de digerir las grasas y de almacenar nutrientes.

Por si fuera poco, posee ciertas funciones primordiales para nuestro organismo como:

  • Depura la sangre
  • Ayuda en la descomposición de las grasas, creando la bilis junto a la vesícula biliar
  • Metaboliza los lípidos, carbohidratos y proteínas
  • Ayuda en la asimilación de vitaminas

Podríamos decir que es el órgano “detox” por excelencia.

Problemas que trae consigo una mala salud de nuestro hígado

Mantener una buena salud hepática es fundamental para evitar problemas como:

Para ello, es fundamental tener una buena alimentación y evitar acumular toxinas en nuestro organismo que impidan el correcto funcionamiento del hígado

¿Cómo podemos desintoxicar nuestro hígado?

El primer paso que debemos dar es evitar ingerir sustancias que generan una acumulación de elementos tóxicos para nuestro hígado. Ejemplos de esto serían:

  • tabaco
  • café
  • alcohol
  • drogas
  • aditivos
  • carnes rojas
  • aguas altas en nitratos
  • alimentos altos en azúcares
  • alimentos con muchas grasas

La alimentación es algo fundamental para mantener la correcta salud de nuestro hígado, por eso, limitar este tipo de alimentos ayudará a que no se acumulen tantas toxinas en nuestro hígado.

¿Cómo determinar si su hígado se encuentra intoxicado?

Muchas veces no vamos a presentar ningún síntoma cuando tenemos el hígado con cierta cantidad de toxinas acumuladas. Por eso, es fundamental hacerse algún chequeo médico cada año, para saber cómo se encuentra nuestro organismo.

En el caso del hígado se mirará la actividad de las enzimas hepáticas, se buscará daño en el hígado y demás situaciones, para determinar el óptimo estado, o no óptimo, de nuestro hígado. Las pruebas más habituales van a medir ciertos aspectos como:

  • La cantidad total de proteínas
  • Las enzimas del hígado, como la alanina y aspartato aminotransferasa
  • La bilirrubina, pues conforma la bilis y un exceso de ella puede derivar en problemas como la ictericia
  • Análisis de orina
  • Tiempo de coagulación en sangre

Síntomas de hígado sobrecargado

Síntomas de hígado sobrecargado

Muchos son los síntomas que pueden indicar una sobrecarga en nuestro hígado:

  • Problemas de sueño
  • Fatiga
  • Flatulencias
  • Desequilibrios digestivos
  • Problemas con el sudor
  • Distensión abdominal
  • Cefaleas
  • irascibilidad
  • Alergias
  • Cansancio general
  • ansiedad
  • Problemas en la piel
  • Desequilibrios hormonales
  • Retención de líquidos
  • Ojeras

No obstante, estos síntomas no son exclusivos de los problemas hepáticos, sino que pueden coincidir con otras situaciones. Por eso, si experimenta alguno de estos síntomas, no dude en acudir a su médico y que aclare la situación, para determinar a qué se deben los síntomas.

Alimentación correcta para ayudar a nuestro hígado

  • Frutas: ayudan al correcto funcionamiento de nuestro hígado. Consumir frutas como ciruelas, frezas, manzanas y muchas otras nos van a ayudar a gozar de una buena salud hepática.
  • Verduras: las verduras y hortalizas van a ser alimentos fundamentales para tratar los problemas hepáticos. Aportan muchos nutrientes y pocas calorías, siendo los mejores alimentos de estos grupos la berenjena, las alcachofas, los rábanos, etc.
  • Lecitina: ayuda a que la grasa se quede en el hígado gracias a la colina. Este nutriente va a favorecer el metabolismo hepático.
  • Plantas: plantas y hierbas como el cardo mariano aportan una gran cantidad de flavonoides muy beneficiosos para el hígado, inhibiendo la entrada de toxinas a su interior o protegiéndolo. El diente de león sería otro ejemplo fundamental para desintoxicar nuestro hígado.
  • Curcumina: antioxidante excepcional que ayuda a desintoxicar nuestro organismo y ayuda a nuestro hígado.

Remedios para la limpieza del hígado de forma natural

Remedios para la limpieza del hígado de forma natural

Agua y limón

Un vaso de agua con limón en ayunas producirá un efecto antioxidante muy beneficioso para nuestro organismo. Esto se debe a que el limón es una fruta alcalina que nos aportará beneficios como antioxidante, vitaminas y flavonas. Todo esto generará una desintoxicación en nuestro organismo.

Productos ecológicos

Los alimentos, mientras más naturales y menos tratados estén, mejor para nuestra salud hepática. Los alimentos de hoy en día se encuentran cargados de mil aditivos y sustancias, que hacen que sean de todo menos naturales. Por eso, consumir alimentos ecológicos evitarán dichas sustancias tóxicas y aportarán muchos más nutrientes a nuestro organismo.

Consumir manzana

La manzana es una de las frutas más consumidas, pero no todo el mundo sabe que se trata de un alimento muy depurativo para nuestro organismo. Esto se debe a que tiene una sustancia denominada pectina. Esta es la fibra presente en las manzanas, y es una fibra soluble que ayuda a depurar el hígado, facilitando la expulsión de ácido úrico. Para poder obtener una buena cantidad de pectina no se debe pelar la manzana, pues esta fibra soluble se encuentra en la piel de esta increíble fruta.

Equilibrio emocional

Cuando sufrimos de estrés, ansiedad o depresión, nuestro organismo se va a ver afectado negativamente. Esto se debe a que, ante esas situaciones, nuestro organismo segrega sustancias, como la adrenalina, que va a generar aumento en la pulsación, un mayor ritmo respiratorio, incremento de la presión arterial, etc. Además, el hígado por su parte libera glucosa y, por tanto, el páncreas segrega insulina, generando un ciclo dañino para nuestro cuerpo. Por si fuera poco, las situaciones de estrés o ansiedad constante van a hacer que se eleven los niveles de cortisol, la hormona del estrés. Esta va a repercutir en nuestro cuerpo de múltiples maneras, desde ocasionar un catabolismo muscular a un envejecimiento de nuestro organismo.

Cúrcuma

Esta especia es un poderoso antioxidante, que además posee grandes propiedades como anticancerígeno y antiinflamatorio. El consumo de cúrcuma nos va a ayudar a proteger nuestro cuerpo frente a los radicales libres. Además, es muy beneficioso para la salud hepática ya que minimiza la grasa que acumulamos en el hígado, además de reducir nuestros niveles de colesterol en sangre. Simplemente con alguna cucharada al día de cúrcuma en nuestros platos vamos a obtener todos estos maravillosos beneficios, que sin duda alguna cuidarán de nuestra salud hepática.

Deporte

Practicar ejercicio, junto a una alimentación sana y equilibrada son dos de los pilares más importantes para que podamos tener un estado de salud excepcional. El deporte en relación con nuestro hígado es sin duda fundamental, pues al hacer deporte sudamos y eliminamos toxinas que pueden comprometer a la salud de nuestro organismo. Además, haciendo ejercicio vamos a:

  • Oxigenarnos
  • Mejorar la circulación, generando así un mayor grado de eficiencia en nuestro organismo
  • Ayuda a que el tránsito intestinal sea el adecuado, evitando el estreñimiento
  • La práctica de ejercicio nos protege de la depresión. Esto se debe a que la práctica deportiva activa un mecanismo que ayuda a que nuestro cuerpo elimine sustancias relacionadas con la depresión, como la quinurenina.

Comer alimentos depurativos

Es fundamental tener una dieta sana y equilibrada, en donde no nos olvidemos de alimentos depurativos como:

  • Cúrcuma
  • Vinagre de manzana
  • Brócoli
  • Arándanos
  • Rúcula
  • Ajo
  • Jengibre

Probióticos

Tener una microbiota sana es algo fundamental para nuestra salud general. Existen bacterias sanas que van a traer beneficios a nuestro organismo, haciendo incluso que podamos absorber mucho mejor los nutrientes. Además, nos protegerán frente a otras bacterias peligrosas para nuestro cuerpo. Por eso, es importante tener un equilibrio de nuestra microbiota, por ejemplo evitando el estrés. Hoy en día nos encontramos con probióticos naturales que nos van a aportar dichos beneficios, como por ejemplo los yogures, el kéfir o los alimentos fermentados. En el caso de ser necesario, se pueden tomar suplementos probióticos.

Frutos rojos

Los frutos rojos son unos antioxidantes excepcionales. Esto se debe a que contienen antocianinas. Estos son pigmentos que tienen una función antioxidante, que ayudan a proteger nuestro hígado de las sustancias tóxicas, como el alcohol. Por si fuera poco, su consumo ha sido recomendado para disminuir los niveles de colesterol.  Las podemos encontrar también en vegetales como la berenjena.

Zumos verdes

Se trata de un tipo de bebida desintoxicante total, que nos dará muchos nutrientes a la vez que depura nuestro organismo. Los alimentos que se emplearían para su elaboración serían la rúcula, las coles, el diente de león, etc.

Consejos para mantener nuestro hígado a pleno rendimiento.

  1. Reducir el consumo de alcohol, café y sustancias perjudiciales ayudará a que el hígado no tenga que lidiar con sustancias tóxicas que puedan comprometer su estado.
  2. Beber la suficiente cantidad de agua hará que estemos hidratados. Esto es de vital importancia para el hígado, pues así estará hidratado y podrá filtrar los residuos tóxicos con mayor facilidad.
  3. El limón debe ser una de las frutas que más emplees en tu día a día. Esto se debe a que al ser alcalina ayudará a estimular la producción de bilis y, por tanto, a una mayor eliminación de toxinas.
  4. Tés: el consumo de tés es extremadamente beneficioso en muchos sentidos. En el caso del hígado, tomar té verde nos ayudará a estimular las funciones del hígado, gracias a que es un antioxidante natural. Todo esto derivará en que el hígado elimine más grasa de su interior.
  5. Batidos de frutas: el consumo de fruta ya hemos señalado que es fenomenal para nuestro organismo. Por tanto, si comemos frutos rojos, como las fresas o arándanos, veremos que sus efectos antioxidantes ayudarán a nuestro hígado en gran medida. Además, este tipo de frutas ayudan a disminuir los niveles de glucosa en sangre.
  6. Dormir: puede sonar como algo muy obvio, pero dormir las horas adecuadas es fundamental para el correcto funcionamiento general de nuestro cuerpo. En el caso de no dormir como deberíamos, lo más seguro es que el estrés llame a nuestra puerta. Como mencionamos en líneas superiores, el estrés es uno de los mayores problemas para nuestra salud en general, repercutiendo desde en un incremento de los niveles de cortisol, como un aumento de la segregación de insulina. Todo esto no solo repercutiría en nuestro hígado, sino en nuestra salud general. Por eso, para evitar estos problemas es fundamental dormir entre 7-8 horas al día.

Conclusión

En el post de hoy hemos visto la importancia de tener el hígado a pleno rendimiento. Es fundamental evitar el consumo de alcohol, drogas y tabaco, para que nuestro hígado y nuestro organismo funcionen correctamente.

Gracias al hígado vamos a poder metabolizar grasas, hidratos de carbono, proteínas; depurar nuestra sangre; asimilar mejor los nutrientes; eliminar toxinas y muchos más beneficios, siempre y cuando nuestra salud hepática sea la correcta.

Por eso es fundamental seguir un estilo de vida saludable. Para ello es adecuado practicar deporte de forma asidua y tener una dieta sana, variada y equilibrada, que nos aporte los nutrientes necesarios para el correcto funcionamiento de nuestro organismo. Además, debemos:

  • Hidratarnos correctamente
  • Evitar el estrés
  • Dormir debidamente

Asimismo, es fundamental hacerse un análisis cada año, para saber que todo en nuestro organismo funciona correctamente.

Esperamos que el post de hoy les haya sido de utilidad y hayan aprendido algo más con nosotros del alucinante y fascinante mundo de la nutrición y el deporte. Nosotros nos despedimos aquí, pero solamente hasta el próximo post, en donde trataremos otro tema igual o mejor que el de hoy.

Un saludo a todos de parte del equipo de MyFITBody, y recuerden… ¡siempre a tope!

blank
Doctor Luis Miguel Salvador Grande Número colegiado 3704715 : Asesor Médico y Nutricional de MFB myfitbody. Licenciado en medicina y cirugia por Facultad de Medicina de la Universidad de Salamanca master en medicina cirugia cosmetia y nutrición por el Hospital de la Santa Cruz y San Pablo en Barcelona experto en emergencias sanitarias.

blank